Hoy en día, la limpieza de nuestros hogares supone un porcentaje económico bastante alto debido a que los productos de limpieza van encareciendose cada vez más y no siempre resultan lo suficientemente efectivos. Es por esta razón, que hoy os traigo una serie de pequeños trucos para disfrutar de una casa limpia, evitando tener que comprar miles de productos distintos.

Truco #1: Ambientador rápido y natural para armarios.

Ambientador natural

Ambientador natural con naranjas y clavos

Existen dos maneras de hacer vuestro ambientador natural, dependiendo de los recursos disponibles que tengamos. El primero y más sencillo, es introducir en el armario un membrillo entero (el fruto) entre la ropa, ya que evitará que entren polillas y demás insectos indeseables proporcionando un suave aroma de manera natural.

La otra manera de hacer un ambientador consiste en coger una naranja fresca y un puñado de clavos (especia) e irlos pinchando poco a poco alrededor de la naranja. Una vez lo tengamos, debemos rodear la naranja con un hilo de tal manera que podamos colgarla del perchero que hay en el interior del armario. El hecho de colgar la naranja es muy importante, ya que con ello conseguiremos que se seque poco a poco, en vez de pudrirse. El clavo posee propiedades antifúngicas y antibacterianas y la naranja nos aportará un aroma maravilloso.

Truco #2: Bicarbonato sódico contra el mal olor de los pies.

Conozco a varias personas que se quejan de que, en muchas ocasiones, el mal olor de sus pies traspasa fronteras y se queda en sus zapatos… Creo que este truco va a ayudaros en más de una ocasión y podéis comprobar que es totalmente efectivo. Simplemente consiste en espolvorear por la planta del zapato un poco de bicarbonato sódico y dejarlo reposar toda la noche. Al día siguiente tendrás los zapatos sin un sólo rastro del mal olor. Además, también puedes lavar tus pies en agua caliente con bicarbonato disuelto y ayudar a desterrar el mal olor para siempre.

Truco #3: Blanqueador dental.Dientes blancos

Existen muchos hábitos en nuestra vida diaria que hacen que nuestra dentadura coja un color amarillento que afea nuestra sonrisa. Para evitarlo, podéis mezclar un poquito de bicarbonato sódico con vuestra pasta de dientes habitual. Os recomiendo no hacerlo más de una o dos veces por semana, ya que el bicarbonato puede dañar el esmalte dentario. A partir de un mes podréis lucir unos dientes más blancos y ser la envidia del vecindario.

Truco #4: Evitar el vaho del coche en invierno.

Este truco es muy sencillo y económico y nos ahorrará más de un disgusto en invierno. Para evitar el molesto vaho que se forma en los coches en invierno debido a la diferencia de temperaturas, debemos poner debajo de uno de los asientos un calcetín viejo (sin agujeros), relleno de arena de sílice para gatos. Este material es muy absorbente y se llevará consigo toda la humedad que haya en el ambiente. Podéis renovar la bolsa de arena cada vez que notéis que deja de funcionar.

Espero que probéis nuestros trucos y nos contéis qué tal ha sido la experiencia.

 

Para dar tus opiniones de limpieza, entra en nuestra web www.hygienisimo.com o si quieres saber más acerca de nuestro Certificado H+ visita www.certificadohplus.com